noviembre 10, 2008

El sometimiento a las autoridades civiles y los prejuicios entre las Iglesia y el Estado.


Por: Rev. José Carlos Pérez Hernández.*
Alerta al pueblo cristiano por la Campaña “50 días de Oración por Cuba” promovido por la directiva de la Convención Bautista de Cuba Occidental. Tercera parte.
Pero mas que esto, es una ignorancia voluntaria el afirmar que: “si nosotros somos seguidores de Jesús, haremos como Jesús hizo, quien se sometía a las autoridades, para moldear su carácter y formación del pueblo para dar una enseñanza” Pág. 63.
Jesús más que ningún otro fue quien condenó, enjuició, denunció, toda la arbitrariedad e injusticias de sus gobernantes y gobierno judío. Grandes pasajes en su extensión y profundidad recogen su expresión como profeta, (Mateo 23, Lucas 11:37-54). Los dirigentes de su Nación lo crucificaron en un intercambio por un sedicioso, ocupando su lugar, Lucas 23:18-19, 25. También fue acusado de oponerse al Cesar, (Lucas 19:12-16). Mas para Dios fue el camino de Salvación por la humanidad.
Jesús era judío, no romano. El Sanedrín fue la máxima expresión del gobierno judío. Su mensaje y obra fue dirigida a esta su Nación principalmente. El Sanedrín fue el tribunal mas alto de los judíos, Fue la Suprema Corte Judaica, (Mateo 26:59, Marcos 14:55). Un tribunal de justicia que, después del año 70, fue abolido y reemplazado por el Bet Din cuyas decisiones solo tenían autoridad moral y religiosa. En el Nuevo Testamento tenían autoridad para ordenar arrestos por medio de sus propios oficiales de justicia, (Mateo 26:47, Marcos 14:43). Tenían facultad para juzgar casos de pena capital y los de esta naturaleza requerían la confirmación del Procónsul Romano, (Juan 18: 31). La Ley Judaica tenia poder sobre la vida y la muerte, Mateo 26:66, diccionarios bíblicos.
Jesús se sometió a las autoridades, las respetó, las reconoció, dando al Cesar lo que es del Cesar y a Dios lo que es de Dios. No se mezcló o sincretizó con las autoridades para buscar su favor o beneficio; supo jugar su papel de ser la Luz del mundo.
Una afirmación sobre la realidad de la Cuba de Hoy. Prejuicios entre la Iglesia y el Estado
. Pag.6
El ateísmo científico fue una concepción que entró en crisis y dejó de ser sustentada oficialmente por el Estado, pero sus huellas negativas han quedado en la conciencia de los creyentes y no creyentes”.
Con esta afirmación se planta en la mente de la Iglesia, o de los creyentes, la idea de que el fundamento ideológico-filosófico que rige el Partido Comunista de Cuba (PCC) ya dejó de ser sustentado por el Estado Cubano, quienes también integran el Comité Central del Partido Comunista de Cuba, como una realidad en la Cuba de hoy; quedando solo juicios sin conocimientos y fuera de tiempo como prejuicio social; pero no podemos olvidar la consigna: los hombres mueren el Partido es inmortal”.
Para que esto sea una realidad es necesario ver cambios sustanciales en la práctica, que ha sido la misma por 50 años de Revolución
El cubano y la Religión. Día 7, Pág. 16 del Manual de Oración.
Se afirma: “La primera constitución republicana establece la separación de la Iglesia y el Estado, antes incluso, que otros países latinoamericanos independizados con anterioridad. Esta concepción y la de no privilegiar religión alguna, quedaron reiteradas en la Constitución de 1940. En el periodo revolucionario se reafirma, el respeto y garantía de la no discriminación por motivos políticos”.
En el análisis estadístico presentado en el propio Manual se destaca:.
En el Censo de 1956 En el Censo de 1998
Católicos...…72,5 %……….. 1 %
Protestantes 6 %…………… 1 %
Espiritistas 1 %……… 49 %
Ateos y agnósticos……….. 43 %
Indiferentes 19 %................. ¿?
Santería …0,5 %…………… ¿?
El Manual destaca: “En la historia de nuestra nación los evangélicos nunca han sido mayoría. Hoy vivimos uno de los mejores momentos”.
¿Dónde esta la Gloria de Dios que no puedo ver con esta estadística tan elocuente? En Cuba las religiones sincréticas y afrocubanas, como la Santería, el espiritismo, los yorubas, etc. Son intensamente promovidas en todos los órdenes de la sociedad. Solo el Consejo de Iglesias de Cuba, (CIC) tiene opinión pública por ser una religión de carácter político bien identificado.
No es un secreto para nadie que el gobierno tiene un carácter rector en todos los órdenes, sociales, políticos y administrativos. Por el camino que vamos, también será incluida la Iglesia; de hecho ya estamos sintiendo sus síntomas. Ningún religioso sincero y comprometido con su Dios podrá jamás en Cuba aspirar a estas posiciones. Esta es una de las razones por las que existe la emigración cubana, los cuales muchos salieron de nuestras congregaciones, quizás en épocas más difíciles en algunos sentidos.
En el Manual (Pag.18) se manifiesta e invita a orar por los cristianos sincréticos: “Padre, el panorama religiosos de nuestra nación es sombrío. La Santería, el humanismo ateo y el sincretismo de algunos cristianos, te han dejado a ti. Aquellos que su Teológica y practica son alejadas de las sagradas escrituras y por lo tanto erradas”.
Lo cuestionable es que nuestro antiguo Presidente de la Convención, Rev. Alberto González, es directivo y ejecutivo de un Centro ecuménico y sincrético, llamado: Centro Cristiano de Reflexión y Dialogo. Su revista, órgano oficial, promueve, divulga y propone el sincretismo teológico y moral. No cuestiono ni critico al Centro, su proyección o directivos; cosa que respeto porque cada cual piensa, vive y se asocia como le parece. Lo que cuestiono es que un directivo nuestro pueda pertenecer, dirigir y representar una proyección ideológica, teológica contraria a los principios bautistas y cristianos, bíblicos, que el mismo representa como bautista, mas aun siendo el mismo un directivo co-autor del Manual de Oración.
El Centro de Reflexión y Dialogo en su revista número 11 correspondiente a los meses abril-junio del 2007, - cuatro meses después de terminar su presidencia en la Convención -, se anuncia en su pagina central su pertenencia, cargo y responsabilidad en el mismo. En esta misma edición se encuentran dos artículos que promueven el error y el pecado; como lo vemos los que tenemos en las sagradas escrituras nuestra Regla de Fe y Práctica:
1. Una utopía para el Siglo XXI. Promueve el Marxismo como proyecto libertador. Este escrito contribuye a iluminar la posición de creyentes y no creyentes que apoyan el Socialismo como proyecto futuro. (Pág. 34-35). Estas son palabras textuales del Director del Centro (CCRD) en el prologo del articulo. Este articulo termina…”y la mantiene no solo porque sigue siendo necesaria, deseable, posible y realizable, el marxismo, aunque no inevitable, sino también porque dado su contenido moral de justicia, dignidad, libertad e igualdad, esta utopía, sea o no sea, en el futuro deber ser”.
2. ¿Cómo vive usted el sexo? Articulo sobre la sexualidad que promueve el homosexualismo, proyección personal que tenemos que respetar como derecho libre de cada ser humano, pero que no aceptamos en nuestra condición de creyentes, (Pág. 28): “¿Quien determina que alguien, por su sexualidad, sea presentable o no en la sociedad? ¿Por qué el diferente es un peligro para mi y por que he de vivir a la defensiva respecto a el o ella? ¿Por qué dos personas del mismo sexo si se quieren, no pueden ser reconocidas social y legalmente, sin hacer ascos, como pareja?”
Esta información es de conocimiento público y la domina toda la Directiva. Algunos Pastores, quienes al ver la pasividad, tolerancia y actitud de la dirección de la misma, optan por el silencio; recluyéndose cada cual en su Iglesia. Ningún creyente comprometido con Dios y su palabra comparte, defiendo o promueve ninguna de estas tendencias filosóficas o estilos de vida.
*Rev. José Carlos Pérez Hernández. Pastor Bautista de Cuba Occidental. E-mail: josecarlosperez38@yahoo.es
Foto: Este cuadro preside el salón central del CCRD-CUBA y representa el Espíritu Santo que desciende desde la perfección celestial hacia nuestros conflictos en medio de la diversidad .

1 comentario:

Anónimo dijo...

Quiero fecilitar al pastor Jose Carlos Perez por su valor de decir lo que otros pastores de la Convencion Bautista de Cuba Occidental no tienen el coraje decir. Yo estuve en esa obra y conoci personalmente muchas de las realidades que denuncia este valeroso hermano.

Por que no tienen pantalones de responder estas acusaciones. Es que el miedo a perder prevendas y privilegios del gobierno es mayor que el compromiso con el Senor Jesucristo.