mayo 22, 2017

Policías a la caza de pastores en Cuba

Lo errado y constante de los ataques del régimen cubano contra los pastores, ha desatado en la Isla la furia de las autoridades, armando así un programa de cacería de pastores, líderes y todo cristiano que intente salir adelante en Cuba.
Somos muchos los que hasta hoy sufrimos hostigamiento, represión, abusos, acoso por parte de la policía en Cuba. ¿Qué hace la policía cubana persiguiendo a un pastor? Nada, esta es la estrategia, intentar poner a los pastores, apóstoles que sus iglesias van en crecimiento en la lista pública represora igual que un delincuente.
Apóstol Mario Mayin Jorge Traviesos,  pastor Juan Carlos Núñez, y Roberto Pérez en las Tunas, Castelis y Zaida en  Guama-Santiago de Cuba; así como muchos otros que en este preciso momento. Estamos amenazados de una u otra manera por la represión, acoso, amenazas e intento de intimidación por parte de la policía cubana.
Ap. Alain Toledano V.
 Movimiento Apostolicio, Cuba
Este pasado Lunes me informa  muestra asistente, que se personaron dos policías a mi vivienda para conducirme a la estación policial de la localidad, a quienes se les informo que mi esposa y yo estábamos fuera del país desde el Viernes 12 que volamos a República Dominicana.
La presencia policial en nuestra casa se repite mes por mes y varias veces dentro del mismo, tal parece como que es un plan a cumplir. Hoy denunciamos el terrorismo de Estado ejecutado por el gobierno cubano y la policía cubana contra la iglesia en Cuba y sus ministros. Hacemos responsables al gobierno cubano y a su líder, Raúl Castro, por lo que nos pueda pasar, no sólo a nosotros, sino a cada ministro que sufre en la Isla, nuestras hijas, la iglesia, todo lo que somos y tenemos; ya que siempre su interior intentó ha sido robaros todo lo que tenemos.
Como hijos de Dios, no podemos callar ante la injusticia y el pecado, porque callar significa hacerse cómplice del mal. Pedimos el cese del acoso, la represión, el terrorismo de Estado, la impunidad ante el mal y la persecución religiosa. Pedimos JUSTICIA Y LIBERTAD. Hágase saber esto al mundo, y pedimos a las organizaciones de Derechos Humanos Internacionales, y otros que reclamen al gobierno de  Cuba por esto y les exijan el respeto a la libertad religiosa y a los DDHH de cada ciudadano cubano,
Shalom.

mayo 19, 2017

Escenario religioso actual en Cuba, entre la auto represión y la represión.

Actual arena religiosa en Cuba: auto represión y represión.
Las libertades religiosas siguen corriendo la misma suerte que el resto de los derechos de los cubanos en la medida en la que el régimen recrudece su represión tras la muerte de Fidel Castro, la victoria electoral de Donald Trump, la crisis venezolana y la cercanía de las prometidas elecciones de 2018.
Llama poderosamente la atención el ¨cuidadoso miedo¨ de los grupos legalmente reconocidos, o de los que no lo están, pero que resultan relativamente tolerados. Y lo hacen en aras de intentar conservar sus reducidos espacios, al punto de callar no solo las flagrantes violaciones contra el pueblo al que están llamados a ministrar, sino las que incluso ocurren en contra de sus propios miembros e iglesias. Este temor, fuertemente perceptible, contradice la experiencia cristiana de que ¨no nos ha dado Dios espíritu de cobardía¨ y de que ¨en el amor no hay temor, sino que el perfecto amor echa fuera el temor¨; pero al igual que en otras experiencias de regímenes totalitarios constituyen una de las mayores expresiones de la represión religiosa que llega a manifestarse en la autocensura.
   
Protesta convocada frente a la Embajada de Cuba en 
Washington DC
por Home School Legal Defense Association (HSLDA)
 el 17 de mayo en solidaridad con el pastor Ramón Rigal
De otro lado preocupa el acoso a iglesias y líderes religiosos que no acatan tal sometimiento porque entienden que más que refrenarlos a ellos, el sistema a quien pretende someter es a Dios mismo.  Vale citar a vuelo de pájaro nombres de algunos de estos líderes que han sido noticias en los últimos meses como objetos de flagrantes violaciones, tanto directamente ellos, como sus feligreses, acólitos y familiares:
…Ramón Rigal (Iglesia de Dios en Cristo), Yiorvis Bravo Denis (Naciones para Cristo), Alain Toledano (Sendas de Justicia), Mario Travieso (Viento Recio), Daniel Josué Pérez Naranjo (Bautistas Bereanos), Bernardo de Quesada (Fuego y Dinámica), Juan Carlos Núñez (Rey de Gloria), Marcos Antonio Perdomo Silva (Estableciendo el Reino de Dios), Dagoberto Valdés (Centro de Estudios Convivencia), Armando Pérez (Logias Masónicas); y Leonardo Rodríguez Alonso y Félix Llerena López (coordinadores del Instituto Patmos)…
Delegation Religious Affairs Office @PartidoPCC
 meets w religious leaders & attends mass main
 chapel North Syracuse Baptist Church NYC

No se trata de casos aislados, como recientemente reconociera a AP Joel Ortega Dópico, presidente del oficialista Consejo de Iglesias de Cuba (CIC), sino que más bien pareciera ser la norma en el panorama religioso cubano que puede resumirse en dos tristes palabras que golpean a todas las confesiones cubanas en cualquiera de sus diversas denominaciones: autorepresión o represión.
Resulta en extremo bochornoso que en medio de este triste y serio panorama una delegación de quienes ejercen esta represión religiosa desde el sitio más encumbrado del poder político en Cuba, desde la Oficina de Atención a los Asuntos Religiosos del Partido Comunista de Cuba, esté siendo recibida en Estados Unidos por instituciones, incluyendo sedes religiosas, recibiendo a estos victimarios que intentan hacerse pasar como garantes y salvaguardas de lo que precisamente atacan.  

*Pastor Bautista y Coordinador del Instituto Patmos. Reside temporalmente en Maryland donde pastorea la Iglesia Bautista de Waldorf pero continúa coordinando el Instituto Patmos en Cuba. Autor del blog Cubano Confesante. Twitter: @maritovoz

mayo 07, 2017

De la muy ingeniosa dedicación de algunos católicos en Cuba para hacer valer la Cruz y la Patria.

Por: Eloy A González.
‘Viva Fidel Castro Ruz, con la Patria y con la Cruz’. ‘‘Anillo, redondel y aro… ese Padre sí está claro’; ‘Uno, dos, tres y cuatro… ese Padre sí está claro’. Vítores al cura procastrista Germán Lence el 16 agosto 1960.
Resulta equivocado y de un simplismo desastroso el tratar, de la manera tan frecuente como se hace, el contencioso ocurrido entre la Iglesia Católica y el recién estrenado gobierno revolucionario en Cuba. Esto en los primeros años de la así llamada Revolución Cubana, cuando, unos triunfantes guerrilleros se afincaban en el poder dejando a un lado los ideales y propósitos que dijeron seguir; después de conducir una guerra sobre dimensionada y objetable en el orden histórico en muchos aspectos.
P. Ángel M Rivas,
oficial y capellán del Ejército Rebelde, 
fue detenido y expulsado de Cuba.
No hay dudas que al triunfo de la Revolución, y consolidándose una dictadura totalitaria sin perder mucho tiempo, se produjo un encontronazo entre la Iglesia Católica y el gobierno que se apresuró a instaurar el inédito dictador. Las medidas fueron del todo incongruentes cuando se comenzó de inmediato a fusilar aduciendo que se estaba  haciendo justicia, esto, sin el debido proceso. Se intervinieron las escuelas católicas y se lanzaron con todo sobre la única Universidad Católica que había en el país; se reprimió  y se usaron todo tipo de descalificaciones contra el clero y los laicos católicos que fueron objetos de represalias. Una Revolución que comenzó promoviendo el odio, confiscando propiedades y bienes, llenando las cárceles de presos, controlando la Prensa y cuestionando las elecciones libres. De  los sacerdotes dijeron que eran falangistas, para no decir batistianos  y el catolicismo pues, conservador y reaccionario. Uno de tantos vítores en las calles decía: “Mi mamá no quiere que yo vaya a la iglesia/porque el cura falangista me convierte en terrorista”.
Resulta muy fácil buscan la confrontación, motivar a la población al resentimiento, establecer las premisas de una lucha ideológica y tratar de desplazar como actor primordial de la sociedad a la Iglesia; un tanto comprometido por aquello de que con la iglesia hemos dado. Los hechos pueden ser otros:
En los hechos, durante el periodo inmediato anterior y posterior al triunfo de la revolución, esto es, desde el golpe de Estado perpetrado por Batista, hasta algunos meses después de la declaración socialista de la Revolución, el catolicismo adquirió facetas muy complejas que impiden catalogar a los actores en grupos claramente delimitados con base a sus posturas frente a la revolución. El punto de inflexión no fue ciertamente la revolución, sino el carácter comunista que ésta fue adquiriendo hasta definirse como tal. La pugna comunismo vs anticomunismo puede ser y de hecho ha sido una perspectiva de lectura recurrente desde la cual se ha abordado el estudio del papel jugado por los católicos en Cuba revolucionaria.[1]
Precisamente uno de los factores que jugaron y tal vez aun juegan un papel destacado dentro de las complejas relaciones Iglesia Católica- Estado es la presencia de muchos católicos que, al inicio de la consolidación del régimen,  mostraron una  fascinación rastrera por la Revolución y sus líderes; todo esto tratando de busca un compromiso social cuestionable ante  un régimen que comenzó vulnerando los derechos fundamentales. De esta acción degradante y sombría apareció en el escenario nacional, tal vez antes de que las catervas triunfantes se hicieran del poder, una organización o grupo de católicos pro castristas denominado: Agrupación Cívica de Revolucionarios Cubanos ‘Con la Cruz y con la Patria”.
La creación y surgimiento de un movimiento que coordinara la labor y dedicación revolucionaria de los católicos cubanos dentro de la Revolución, parece haber sido una idea incubada desde los días de la lucha insurreccional, entendiendo por esto el periodo de lucha en la Sierra Maestra; pero tal vez fue antes. Una de las fuentes más reveladoras de los eventos ocurridos entre la Iglesia Católica durante la lucha insurreccional, y después, en los primeros años del afianzamiento del régimen, es el libro que sustenta las notas del padre paúl Hilario Chaurrondo de reciente lectura.[2]
Chaurrondo anota que el tiempo en que los asaltantes al Cuartel Moncada pasaron en el conocido Presidio Modelo de Isla de Pinos fue una academia de ideales. Es sabido que los revolucionarios hicieron de su estancia allí actividad intelectual fecunda, donde se preparaban y establecían las proposiciones de lo que sería una revolución triunfante y una dictadura por crear. Funcionó una academia y una biblioteca, los maestros no faltaron; tal vez en ese lugar  se  tramaron más de una idea torcida de control y represiones futuras. Ideas como la de crear organizaciones afines pudieran tener su origen en este prolongado encierro de mentes proclives a la conspiración y el engaño. Dice el prelado, quien los visito  en el presidio, lo siguiente: “En aquella soledad, que nada tenía de la tétrica escena montada por Castro, existía una academia de ideales donde se estudió hasta las entrañas, pensando y discutiendo sobre la Cuba futura, mientras se colocaban la aureola de mártires. [3]
Las cuidadosas y precisas notas del Padre Chaurrondo, demuestran que la Agrupación Cívica de Revolucionarios Cubanos ‘Con la Cruz y con la Patria”, no fue una organización que surgió de manera espontánea en el momento de entusiasmo que se vivía después de la fuga de Batista y la entrada triunfal del Máximo Líder junto a su séquito de barbudos  a La Habana. El prelado anota:
La idea de coordinar la acción de los católicos dentro de la Revolución había surgido en la resistencia, junto con un movimiento de tendencia humanista…., algunos sacerdotes trabajaban con ese movimiento a fin de constituir una agrupación laica. Se hizo conocimiento a Fidel en la Sierra de ello y este mando un agente para que organizase a los católicos en la resistencia. La idea de Fidel no era que la Iglesia se adhiriese oficialmente a la Revolución sino que organizarse servicios de ayuda y protección para las víctimas de la policía. [4]
El líder los quería de su lado, pero no con suficiente protagonismo como para que, en su momento, le movieran el piso. Tal vez por aquello de que: con los curas y los frailes, buenos días y buenas tardes; que bien que fue educado por los jesuitas.
De manera que al triunfo de la Revolución estaban creadas las condiciones para que una organización para eclesial, dentro de la iglesia católica, asumiera el protagonismo que requerían tantos católicos que se sumaron a la Revolución, sobre todo en el momento en que estaban controlando todo el poder en el país; cuando aflora siempre el oportunismo y la ruindad. La organización “Con la Cruz y con la Patria”, y muy vinculada con esta, la  Unión de Católicos Revolucionarios (UCR), ya eran parte de la Revolución que se decía de los humildes y para los humildes.
Como se creó, trabajó y quiénes fueron los que participaron en esta organización que parece venir de los tiempos de insurrección, es algo que resulta difícil de determinar porque los datos escasean. Nada encontramos en relación a la UCR.  Contamos  con una relación de las personalidades más notorias de la organización “Con la Cruz y con la Patria” o relacionadas con esta que consideramos de interés mencionarlas. Estos fueron algunos prelados que influyeron:  P. Lucas Irutagoyena OFM, P. Guillermo Sardiñas, P. Andrés Valdespino, P. Juan Ramón O’Farril, P. Eduardo Aguirre, Mons. Belarmino García Feíto, Mons. Manuel Rodríguez Rozas. Pero lo importante aquí son aquellos sacerdotes y laicos que participaron de manera directa y con notable protagonismo, estos fueron: P. Germán Lence, P. Ignacio Baín, P. Ángel Gaztelú, P. Moisés Arrechea y los laicos: Lula Hortsman (figura representativa),  Esterlina Milanés, José Márquez de la Cerra, Yolanda Appiani, Francisco Menéndez, Antonio Pena Barberá y  Antonio Pruna Lamadrid.
Esta organización se dedicó a promover la Revolución en un momento en que se originaba, dentro y fuera de la Iglesia Católica, una lucha ideológica y consecuente  confrontación  que alcanzaría su mayor auge con la expulsión de los sacerdotes y religiosas de Cuba.
El sacerdote devenido en cronista, señala que la iglesia asumía el silencio. Los franciscanos estaban decididos a defender la Revolución y los jesuitas daban la impresión de no querer terciar en la lucha…,[5]. ¿Era esto una división dentro de la iglesia?, desde luego que no.
La organización que nos ocupa dio muestra de una lealtad  para con la Revolución, que sin dudas, acarreó no pocas críticas de la mayoría del pueblo católico cubano que ya no aceptaba de buena gana una Revolución que les atacaba. Chaurrondo señala que “estos organizaron actos religiosos de tinte político sin duda”. Una misa por la salud de Fidel Castro fue particularmente notoria, en un país donde los sicarios del régimen ya se encargaban de modificarle la salud, fusilamiento de por medio, a decenas de cubanos que comenzaban a disentir del régimen. El prelado señalaba:
La organización Con la Cruz y con la Patria era un movimiento meramente laico sin pretensiones de asociación piadosa. A pesar de no estar controlados por la jerarquía funcionaban sin chocar con la Iglesia. En Santiago tuvieron dificultades con Serantes .Pero en otros lugares también enfrentaron problemas a causa de sus ideas. Uno de ellos surgió con los católicos cuando los de la organización discutían sobre la posibilidad de cantar el Himno del 26 de julio al entrar o salir de las misas.  Algunos sacerdotes comenzaron a alejarse de la agrupación  sospechando que la presidenta, Lula Horstsman estaba manejada por Vilma Espín. Cuenta Gaztelu que habiendo tomado la institución cierta disposición, esta señora dijo que para ejecutarla primero tenía que hablar con Vilma. [6]
Los miembros se está organización consideraban que hubo cierta asentimiento de la Iglesia al régimen de Batista, mostraban un discurso anticlerical y denigraban a la jerarquía  católica; y no dudaron en considerar que aquellos laicos que ya mostraban su desacuerdo con la Revolución lo hacían para desacreditarla.
En las notas del P. Hilario Chaurrondo, cuando habla del P. Germán Lence, principal líder y promotor de la organización Con la Cruz y con la Patria, este se refiere a que algunos veían a este religioso como el futuro pontífice de una supuesta iglesia católica de Cuba, independiente de Roma, la cual estaba en ciernes a pesar de la opinión  adversa de algunos.[7]
No es desacertado considerar que en Cuba, ya en los primeros años de la Revolución, se trató de repetir la experiencia de la China comunista al tratar de crear una Iglesia católica oficial (patriótica) manejada por el régimen. Esta iglesia está presente en China y es una iglesia nacional, independiente y opuesta a Roma. Dependen de una organización denominada Asociación Católica Patriota de China (CCPA). Tal vez las mentes exaltadas y de inspirada conspiración de los líderes de la Revolución, consideraron en su momento  la idea de crear alguna organización como esta de “Con la Cruz y con la Patria” apoyada en la UCR, para convertirla en una asociación de católicos cubanos “patriotas” que pudiera tener un versión para el laicado recordando  la experiencia de los “sacerdotes patriotas” polacos, también por supuesto procomunistas. Pero veamos algunos otros argumentos al respecto:
Cuando el P. Juan Ramón  O’Farril y el P. Eduardo Aguirre, quienes habían cooperado con la Revolución, escapan de la Isla, uno de ellos  supongo que el P. O’Farril declaró ante una comisión del Senado de los Estados Unidos y aseguró que “Fidel le había llegado a sugerir la creación de la Iglesia Católica Nacional sin relación con Roma”.[8]
En una reunión con algunos representantes de la iglesia católica cubana y el secretario de la  Embajada de los Estados Unidos en Cuba, el Obispo Auxiliar Mons. José Domínguez señalaba lo siguiente: “Es muy posible que los católicos pro Castro y los pocos sacerdotes revolucionarios que aún quedan; declaren que la Jerarquía no les representa y funden su propia iglesia sobre la estructura de la existente  organización Con la Cruz y con la Paria”.[9]
Por último, una nota del escritor y traductor Roger R Fernández, por aquellos días trabajando en La Habana , señalaba que “el gobierno castrista creo el movimiento Con la Cruz y con la Patria para difamar la unión católica y allanar el terreno para el establecimiento de una Iglesia Nacional, responsable únicamente ante el gobierno revolucionario”; agrega el intelectual que  el motor principal de este movimiento lo fue Osvaldo Dorticós con dos de sus abogados , Héctor Garcini Guerra y José Antonio Frías, quienes diseñaron el primer documento que mostraría al mundo que la Iglesias Católica en Cuba estaba dividida”. [10]
No sabemos de los documentos constitutivos de esta organización ni en que circunstancias desapareció de la escena pública; tampoco sabemos que suerte corrieron sus principales promotores. Pero sin lugar a dudas existió una agenda conspirativa que pudo haber venido desde los días de la academia en el presidio, los largos días de espera en medio de la lucha insurreccional y después en los primeros años de la Revolución; cuando se produjo el enfrentamiento con la Iglesia. Esa agenda u hoja de ruta,  más que crear una iglesia patriótica, de lo que se trató fue de dividir y reprimir en todo lo posible a la Iglesia;  todo esto en medio de un escenario de confrontación ideológica que terminó con la consolidación de la dictadura Castro comunista y la actitud de sobrevivencia y dedicación adocenada de la Iglesia Católica durante tantos años.
No surgió la Iglesia Patriótica, ni el P. Germán Lence fue Cardenal Primado de esta. La Revolución atacó y manipuló en lo que pudo a la iglesia Católica con la misma dedicación con que lo hizo con toda la sociedad civil cubana;  hasta que llegamos a esta situación presente y real de una Iglesia que no muestra ni va a mostrar una postura noble y consecuente.
01.05.2017©




[1] Pedroza, B. I. (2016, Noviembre 20). Catolicismo y Revolución Cubana. Retrieved April 29, 2017, from http://www.pacarinadelsur.com/home/abordajes-y-contiendas/1080-catolicismo-y-revolucion-cubana
[2] Saludes, M. (2013). Hilario Chaurrondo: Entre Iglesia y Revolución. Miami, FL: Alexandria Library.Apuntes de un sacerdote paúl español en Cuba
[3] Saludes-Chaurrondo, Op.Cit., p. 29
[4] Saludes-Chaurrondo, Op. Cit., p.57
[5] Saludes-Chaurrondo, Op.Cit., p. 55
[6] Saludes-Chaurrondo, Op.Cit., p.58-59
[7] Saludes-Chaurrondo, Op.Cit. , p.60
[8] Saludes-Chaurrondo, Op.Cit.,p. 56
[9] Uría, I. (2011). Iglesia y revolución en Cuba: Enrique Pérez Serantes, (1883-1968) el obispo que salvo a Fidel Castro. Retrieved February 29, 2017, from https://books.google.com/books. Editorial Encuentro Madrid, p. 443
[10]Fernández, R. R. (2013). Odisea hacia la oportunidad. Retrieved February 29, 2017, from https://books.google.com/books…, Palibro, pág. 93

mayo 04, 2017

EL BUEN PASTOR Y EL FALSO PASTOR

Por Alfredo M. Cepero.*
"Yo soy el Buen Pastor. El buen pastor da su vida por las ovejas". Parábola del Buen Pastor -Juan 10,1-18.
La parábola del Buen Pastor es una de las más emblemáticas e ilustrativas de la Santa Biblia porque sintetiza en muy pocas palabras el mensaje y la misión por los que vino a la Tierra el Hijo de Dios. Es la máxima expresión del amor de un pastor que sacrifica hasta la propia vida para proteger a aquellos que se le han encomendado a su cuidado. Ese mensaje y esa misión fueron expresados con vehemencia y valentía en días recientes por un prelado venezolano. El Cardenal y Arzobispo de Mérida, Baltazar Porras Cardozo, demostró ser el buen pastor del pueblo de Venezuela.
En un mensaje de conmovedoras palabras, el purpurado se despoja de sus merecidos atuendos de Príncipe de la Iglesia y se abraza a los jóvenes que se juegan la vida por la libertad de la patria. En su mensaje, Porras Cardozo deja bien claro que no está interesado en el favor de los poderosos sino comprometido con el bienestar de los desamparados y perseguidos de su pueblo, el "Juan Bimba" consagrado en la poesía y la prosa de Andrés Eloy Blanco.
Aunque no acostumbro a hacer citas demasiado largas de otros autores, en esta ocasión no puedo resistir la tentación de hacerlo. El tema es tan importante y las palabras tan elocuentes que deben de ser repetidas hasta el cansancio para que las escuche un mundo hasta ahora insensible a la tragedia de Venezuela.
El Cardenal y Arzobispo de Mérida,
Baltazar Porras Cardozo
En su mensaje a los jóvenes, emitido el 13 de abril pasado, el cardenal hace un acto de confesión patriótica cuando dice: "Yo estoy con los muchachos,..con los que se escapan de las madres, que ya no pueden atarlos a las casas… Con los muchachos que se empecinan en despertar un país dormido que solo se lamenta, un país verbo, país paz de la fea, de la sumisa…Estoy con los muchachos, porque creo en las conquistas, no en las regalías, porque soy como ellos, un poco tonto, otro bravío, o simplemente porque no me da la gana de dejarle mi país a las hienas". ¡Bravo Cardenal, Bolívar lo bendice desde su gloria eterna!
Como era de esperar, la jauría que se ha apoderado por la fuerza de Miraflores y que repite las consignas ofensivas que le envían desde La Habana, la emprendió contra el prelado. La respuesta soez expresó que: "Guiado por el demonio, el Cardenal Baltazar Porras envía carta apoyando odio y violencia de guarimberos. Rompiendo con toda regla y paradigma, los religiosos venezolanos se han dedicado a politizar la fe católica y a apoyar a vándalos que sólo buscan violencia y desestabilización".
Pero, en honor a la justicia, Porras Cardozo no es la excepción entre los miembros de la curia venezolana sino la regla. En enero de este año, la reportera en Caracas del ABC de Madrid, Ludmila Vinogradoff, daba cuenta de que: "El arzobispo de Caracas, cardenal Jorge Urosa, instó a los sacerdotes a leer en todas las misas del pasado domingo una homilía en la que animaba a los venezolanos a "no dejarse intimidar" y a "erradicar la dictadura" por la vía "pacífica y democrática". Con esto no queda duda alguna de que la Iglesia de Venezuela, a diferencia de la de Cuba, ni pide permiso ni acepta órdenes de Roma a la hora de enfrentarse a los tiranos que oprimen a su patria.
¡Qué contraste entre esta Iglesia de Venezuela erguida ante sus opresores y la Iglesia de Cuba arrodillada ante los diablos que martirizan a mi patria! ¡Qué contraste entre sus buenos pastores y nuestros falsos pastores! ¡Qué contraste entre Baltazar Porras Cardozo y Jaime Ortega Alamino! El primero confrontando a sus tiranos y el segundo al servicio de nuestros déspotas. A propósito, volvamos a la parábola del buen pastor donde hace referencia a los falsos pastores. "No así el asalariado, que no es el pastor ni las ovejas son suyas. Cuando ve venir al lobo, huye abandonando las ovejas, y el lobo las agarra y las dispersa. A él sólo le interesa su salario y no le importan nada las ovejas".
Esa ha sido la conducta de Jaime Ortega. No sólo abandonó a las ovejas encomendadas a su cuidado para servirse a sí mismo sino fue más allá. Vilipendió y despersonalizó a quienes se atrevieron a denunciar su miserable conducta. Durante una conferencia en la Universidad de Harvard, Ortega manifestó que la ocupación de la Basílica Menor de la Iglesia de Nuestra Señora de la Caridad, en Centro Habana, por un grupo de 13 opositores, fue organizada por la "gusanera" que opera desde Miami.
La realidad es que la ocupación fue una operación pacífica organizada en Cuba y que Ortega aprobó con antelación el operativo militar que puso punto final a una de las más significativas acciones de la oposición en víspera de la visita del papa Benedicto XVI a Cuba, realizada del 26 al 28 de marzo de 2012. Y en un acto de supina vileza, este Judas negó que hubieran sido sacados por la fuerza y agregó que: "Ellos eran un grupo que, me apena mucho, pero todos eran antiguos delincuentes”, afirmó Ortega. “Había un ex preso cubano que había sido devuelto a Cuba, había estado seis años en la cárcel, y fue una de las personas excluibles que fueron mandados a Cuba [...]. Había toda una gente allí sin nivel cultural, algunos con trastornos sicológicos”.
Pero la maldad de este hombre para justificar su repulsiva conducta no conoce siquiera el límite del respeto a la memoria de los muertos. En ese mismo viaje a los Estados Unidos declaró a la prensa que Monseñor Agustín Román le recomendó no mencionar la palabra reconciliación en su primera visita como cardenal a Miami en los años 80. “Román me llamó aparte y me dijo: ‘En tus discursos, en tus homilías tú hablas de reconciliación. No menciones esa palabra en Miami’”. Una frase que jamás pudo haber salido de la boca de aquel hombre santo y humilde que fue Monseñor Román y una mentira más de quien ha hecho de la farsa un modo de vida de lujos y privilegios.
Otro incidente que ilustra la perversidad de este sujeto se produjo con motivo de la celebración del 4 de julio de 2015 en la residencia del jefe de misión de la Oficina de Intereses de EE.UU. en La Habana. Un grupo de opositores, entre los cuales se encontraban el dirigente Egberto Ángel Escobedo y las Damas de Blanco Leticia Ramos y María Labrada le reprocharon que hubiera negado que hubiera presos políticos en Cuba. La respuesta tajante de Ortega: "No, para mí no hay presos políticos. Nosotros hicimos la gestión en el 2010 para sacar a los últimos presos políticos que habían y la Iglesia católica fue la que hizo eso". Acto seguido los amenazó con llamarles a la Seguridad del Estado. No creo que sean necesarios más ejemplos.
Lo que sí quiero ratificar es que esta reconciliación farisaica predicada por Ortega de las víctimas con sus victimarios es inaceptable y humillante. No puede haber reconciliación con quienes han asesinado a millares de seres humanos para preservar el poder. Además, los centenares de jóvenes que murieron por su iglesia y por su patria ante los paredones de fusilamiento gritando "¡Viva Cristo Rey! dieron testimonio de que morían por su fe en el máximo exponente de los buenos pastores, el que fue crucificado hace dos milenios en El Gólgota. Este falso pastor cubano los habrá traicionado, pero todos son tan mártires como los del Circo Romano, los de la Guerra Civil Española, los de los campos de exterminio nazis y los decapitados por el terrorismo islámico. Un día serán elevados a unos altares donde pido a Dios que no oficien sacerdotes de la baja calaña de Jaime Ortega.
La opción de la Iglesia Cubana en estos momentos es muy clara. Se une a su pueblo en la defensa de la libertad como ha hecho la Iglesia Venezolana o se prepara a pagar las consecuencias de su complicidad con la tiranía en la Cuba democrática que ya se avecina. El momento de estar del lado correcto de la historia es ahora. Después será demasiado tarde.
* Director de www.lanuevanacion.com . http://twitter.com/@AlfredoCepero
TEXTO COMPLETO DEL MENSAJE DEL CARDENAL PORRAS A LOS JÓVENES VENEZOLANOS. http://www.lanuevanacion.com/articles.aspx?art=7448

Fuente: La Nueva Nación es una publicación independiente cuyas metas son la defensa de la libertad, la preservación de la democracia y la promoción de la libre empresa. Visítenos en: http://www.lanuevanacion.com

mayo 01, 2017

Por medio de la celebración del Santo Sacrificio damos gracias al Señor por la salud del máximo líder de la Revolución en quien los cubanos depositamos nuestros anhelos y esperanzas.

Palabras pronunciadas por el Padre Germán Lence, después de la Misa de Acción de Gracias por la recuperación de la salud del compañero Fidel Castro ,celebrada en el Anfiteatro municipal de la Avenida del Puerto el 16 de agosto de 1960.
Ofició la ceremonia  el padre Germán Lence, organizador de la Agrupación Cívica de Revolucionarios Cubanos ‘Con la Cruz y por la Patria’, auxiliado por el niño Armando Pruna, hermano de uno de los mártires de la Revolución. […]. Como fondo de la imagen de la patrona de Cuba, la Virgen de la Caridad y del Crucifijo que se encontraban en el altar, estaba la bandera cubana extendida. Aquí las palabras:
Pueblo católico de Cuba:
Conscientes del momento histórico que viva la Patria, e impuesto del sentimiento profundamente cristiano de pueblo cubano, hoy nos reunimos al pie de este altar, en cuya ara hemos ofrecido a Dios nuestro Señor del Santo Sacrificio de la Misa, en la que rememoramos el Sacrificio del Redentor: Cristo, que tanto ama a los humildes y a los niños; Cristo, que regó el suelo patrio con su sangre salvadora de rescate de la humanidad; Cristo, que por decir la verdad y enseñar la humildad, el amor al prójimo y a su tierra por la que derramó lágrimas; padeció la incomprensión humana, siendo finalmente clavado en la cruz infamante, como vulgar ladrón.
Por medio de este Santo Sacrificio, hemos dado gracias al Señor por haber devuelto la salud al máximo líder de la Revolución Cubana, doctor Fidel Castro Ruz, en quien los cubanos hemos depositado nuestros anhelos y esperanzas de que continúe conduciendo nuestra Patria por el recto y seguro camino de la justicia social.
Al mismo tiempo hemos rogado a nuestra Patrona la Virgen de la Caridad del Cobre, que desde los inicios de nuestra nacionalidad tiene un altar en el corazón de cada cubano, para que lleve en sus manos maternales nuestras rogativas a Dios Nuestro Señor, a fin de que esta tierra hoy libre y soberana de Cuba, realice sus destinos de Justicia y Caridad, consolidando lo que es ya ejemplo y libertad en el concierto de las Naciones del Mundo.
¡Viva Cuba Libre y Soberana!
¡Viva Fidel Castro!
Los aplausos fueron reemplazados por pañuelos que fueron agitados en el aire y el pueblo entero acabó proclamando. ¡Cuba sí, yanquis no! Después de cantar el Himno Nacional. Finalmente todos los asistentes se trasladaron al Palacio Presidencial, siguiendo el Padre Germán Lence y a las damas de la comisión organizadora.

Fuente: Periódico Revolución , La Habana , 17 de agosto de 1960

abril 26, 2017

La organización católica pro castrista: “Con la Cruz y con la Patria”

Tomo nota de uno de los eventos más interesantes del periodo de instauración de la dictadura Castro comunista. La aparición, - incluso antes del triunfo revolucionario-, de la así llamada organización procastrista y de inspiración católica denominada “Con la Cruz y con la Patria” Aquí les dejo una nota:
Tomado de "Iglesia y revolución en Cuba" ( pagina 444) de Enrique Pérez Serantes.
Informaciones adicionales relacionadas con esta organización puede enviarlas a la dirección electrónica del Blog.

abril 11, 2017

Fidel Castro y Hugo Chávez dos santos milagreros de inspiración cristiana.

Maduro llama ‘cristiano’ a Fidel Castro durante un discurso, considerando que el sátrapa cubano y el golpista venezolano hicieron el milagro de devolver a visión a los invidentes.
El presidente venezolano habló en el Palacio de Convenciones de La Habana
Tan lejos de Dios y tan cerca del Papa Francisco 
 El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, llamó “cristianos” a Fidel Castro y a Hugo Chávez durante un discurso pronunciado en el Palacio de Convenciones de La Habana, según se puede ver en un video.
En un fragmento de su intervención ante los reunidos en el recinto, Maduro se refirió a la “Operación Milagro” que había devuelto la visión a millones de latinoamericanos, “gracias a esos dos cristianos”, refiriéndose al líder de la revolución cubana, fallecido el pasado noviembre, y al expresidente Hugo Chávez, fallecido en marzo de 2013.
Chávez no ocultaba su cristianismo ante los medios, sin embargo Fidel Castro llegó a hacerle la guerra a la Iglesia católica y la religión en general en Cuba, donde el Estado fue oficialmente ateo entre 1976 y 1992. Incluso hasta hoy varios grupos religiosos continúan siendo hostigados  por el régimen cubano, según han dado a conocer sus miembros.
Fuente: Cubanet

Nota: Según el Washington Post , el sátrapa cubano ya fallecido,  en sus cartas desde la prisión, sugiere que “era un hombre de inusual profundidad espiritual – y un ferviente creyente en Dios”.

abril 09, 2017

¿Qué hay detrás de la decisión del dictador venezolano de que las iglesias evangélicas no serán más asociaciones civiles?

Maduro reitera que iglesias evangélicas dejarán de ser asociaciones civiles.
9 Abril, 2017

@PresidencialVen / 9 abr 2017. - El presidente Nicolás Maduro anunció la tarde de este domingo que la Iglesia evangélica dejará de ser una asociación civil en Venezuela. Durante su programa Los Domingos que Maduro informó que en los próximos días saldrá publicado el decreto.
Así lo destacó desde el Monumento Manto a María en Barquisimeto, en el estado Lara.
“Ya tengo listo el decreto, debe salir publicado esta semana, donde las iglesias evangélicas a partir de ahora, por decreto presidencial, con las facultades que me da la Constitución y la Ley, son iglesias debidamente constituidas, no asociaciones civiles, (sino) iglesias también”, indicó.

Maduro agregó: “Igualdad, igualdad religiosa, igualdad en la fe, igualdad ante Dios, igualdad ante los hombres”.

abril 03, 2017

Acción de solidaridad y apoyo para con el periodista independiente Jaime Leygonier.

Desde hace algunos años el Blog Religión en Revolución como otros muchos sitios webs de temas cubanos. Hemos conocido de la prestancia y resuelta dedicación del periodista independiente, Jaime Leygonier Fernández en su desempeño en la prensa independiente cubana y residente en Cuba. Muchos de sus artículos han aparecido en este Blog, pero una revisión en los buscadores demuestran que sus artículos son decenas y pueden encontrase en la red. En los últimos tiempos Leygonier venía colaborando con la agencia independiente de prensa “Hablemos Press’. Los que conocen a Jaime Leygonier hablan de su patriotismo, entereza y educación, así como su decencia en el trato con las personas. De este comunicador ha dicho la opositora cubana, María del Carmen Carro lo siguiente:
A Leygonier lo conocí a finales de la década de los 90. Siempre me llamó mucho la atención. Es como si de pronto alguien te recuerda –existimos personas educadas. Existimos personas respetuosas. Existen personas que solo hablan lo necesario y no pierden el tiempo en conversaciones “desastrosas”. Leygonier viene desde esos años, trabajando, denunciando y exponiendo a sus familiares. Llevando sus trabajos a lugares muy perseguidos…, Jaime Leygonier es el reflejo máximo del respeto y la educación. Preciso, inteligente. Sus letras son objetivas, comprobables, sin especulaciones, ni protagonismo.[1]
He recibido por correo electrónico este mensaje que viene desde Cuba del periodista Jaime Leygonier, su texto habla por sí solo. Espero que con la publicación de este post así como la atención de tantos que recibieron este mensaje, permita que alguien o alguna organización del Exilio puedan ayudar a este resuelto comunicador en momentos tan difíciles. (El Editor del Blog Religión en Revolución)
Periodista independiente  Jaime Leygonier solicita protección y poder continuar su labor.
Jaime Leygonier Fernandez 

Estimados lectores y directivos de asociaciones:
Ustedes  siguieron mi trabajo, lo divulgaron y hasta hicieron comentarios que me ayudaron, gracias….,
Ahora, tras 17 años de laborar con integridad y a los 63 años de edad; debido a cambios en “Hablemos Press”, no tengo donde publicar los trabajos que acostumbro, ni remuneración, ni medios de vida.
Me perjudicó mi vida retraída con la ambición desmesurada de trabajar en mi rincón y vivir de mi trabajo. La Seguridad del Estado, señal de que mandaron a Venezuela a casi todos y dejaron a los más torpes de manejadores de un parvulario de cadetes, me “propuso”, con la palabra  ambigua que usan; ponerme “en cualquier agencia de prensa que yo quisiera”. No me enteré de más  porque largué la carcajada, supongo que en el “Circo Orio - Serpa y Cía”.[2]
Lo menciono como muestra de que los envalentona nuestra crisis y el banquete de final de “Rebelión en la Granja”, al cual asistimos; aunque sin asombrarnos como aquellos animales de esa sabia fábula. Dirigí trabajos a Diario de Cuba, 14 y medio, etc., sin respuesta aun.
El refugio, que en la entonces Oficina de Intereses de los Estados Unidos , me aprobó el Departamento de Estado  en el 2014 y  no por mis bellos ojos  sino por peligro real; me lo tumbaron con la frecuente trampa burocrática de “no se presentó a tiempo para recibir la fecha de vuelo”.  Ante el inminente refugio, vendí teléfono y cámara  con perjuicio de mi labor posterior. Me torpedearon refugiarme y ahora no me dejan escribir.
Solicito contrato de trabajo en cualquier país extranjero para rehacerme allí; pensé en Filipinas por el interés por el magisterio del idioma Español.
Y si quieren ustedes  tenderme una mano para continuar mi labor y/o  emigrar, que Dios los bendiga, y si no quieren, que Dios lo bendiga. Solamente lo tenemos a Él y permaneceré el mismo aquí o allá.
Jaime Leygonier.
El periodista independiente Jaime Leygonier deja a continuación un Resumen al cual pueden tener acceso contactando con el comunicador a su correo electrónico: jaimeleygonier@gmail.com



[1] Carro, M. C. (2012, November 17). ¿Y para Jaime Leygonier y el otro…, y el otro, Qué? Retrieved April 2, 2017, from http://nuevoaccion.blogspot.com/2012/11/y-para-jaime-leygonier-y-el-otroy-el.html
[2] El comunicador se refiere a Manuel David Orio y Carlos Serpa Maceira, agentes de la policía política cubana en su momento infiltrados en la prensa independiente hasta que fueron “destapados”.