mayo 10, 2013

Respuesta al Editorial “Senderos que se bifurcan”, de la Revista “Espacio Laical” publicada por la Archidiócesis de la Habana.

    

  Del Despacho del Presidente
Domicilio legal: Plaza Mostenses, 13 – Oficina 30. 28015 Madrid. 
Madrid, 9 de mayo de 2013.

El Presidente del CENTRO CUBANO DE ESPAÑA saluda muy atentamente a la Excma. Nunciatura Apostólica en España, y tiene el honor de dirigirse a ella con objeto de darle traslado del texto íntegro de la Declaración, inmediatamente transcrita a continuación, que esta Presidencia ha emitido como reacción templada pero firme al tendencioso contenido de un Editorial aparecido a comienzos del presente mes en una publicación oficial del Arzobispado de La Habana (Cuba). 
RESPUESTA AL EDITORIAL “SENDEROS QUE SE BIFURCAN”, DEL SUPLEMENTO DIGITAL DEL Nº 2-2013 DE LA REVISTA “ESPACIO LAICAL”, PUBLICADA POR LA ARCHIDIÓCESIS DE LA HABANA (CUBA) 
Si hasta hace poco tiempo aun albergaba dudas respecto a la infiltración de agentes gubernamentales en el seno de la Iglesia Católica Cubana, ya hoy, y a la vista de lo expresado en el editorial de referencia, no me cabe duda alguna. No es posible que se pueda justificar, desde ningún punto de vista, lo vertido en ese trabajo sin ser claramente afecto al régimen que lo inspira.
Desde luego que Cuba tiene muchísimo que cambiar, pero esos cambios solo pueden ser conducentes a un régimen de libertades que a día de hoy solo lo garantiza la  DEMOCRACIA DE LIBRE MERCADO que es justamente el que abrazaron todas las repúblicas europeas emergentes del colapso del tenebroso Telón de Acero, a las que se refiere el editorial de referencia como modelo que NO SE PUEDE SEGUIR.
Me pregunto qué modelo sugieren ustedes en contraposición a la DEMOCRACIA, a la que califican de “utopía”; incluso tienen la osadía de decir que ésta se intenta imponer por la fuerza, viviendo la realidad cotidiana en Cuba donde todo se impone por la fuerza desde un único partido, el COMUNISTA.
Efectivamente, existen en Cuba muchos patriotas tanto dentro como fuera que desean cambios en Cuba, personas que no opinan igual que el gobierno comunista, los llamados disidentes, si estos están dentro de la Isla-cárcel o genéricamente denominados como “el exilio” si están fuera. En todos los casos, y espero que esto lo tengan claro, recurriremos a todos los estamentos públicos y privados que nos ayuden en la consecución de la DEMOCRACIA en Cuba y, entre las cosas que pedimos a esos poderes, está que continúe el EMBARGO a Cuba, esto en relación a los Estados Unidos, y que se mantenga la POSICION COMUN EUROPEA en relación a Europa.
De entre todas las ideas absurdas que se expresan en el referido artículo, la más ignominiosa es que aquéllos que pretendemos para Cuba un futuro mejor PRETENDEMOS SECUESTRAR EL PAIS. Semejante argumento en boca de la Iglesia Católica Cubana es algo incalificable por el doble hecho de ignorar que quien ha secuestrado el país durante todos estos años ha sido el régimen comunista y además haber sido dicha Iglesia directamente perjudicada por los comunistas, con las expulsiones de curas y monjas, aparte de las expropiaciones de los bienes de la Iglesia, por no hablar de la enorme cantidad de religiosos que han pasado por las cárceles del régimen.
Si pretenden ustedes, los dirigentes de la Iglesia Católica Cubana, resolver tanto sus problemas propios como los de la Republica mediante el concurso del “Estado, el gobierno y el Partido Comunista”, puedo vaticinar aquí y ahora que no van a conseguir nada. Los países democráticos del mundo han llegado a la conclusión hace tiempo que no se puede negociar con TERRORISTAS; por lo tanto, al ser Cuba un país calificado como tal, sepan que van a ser traicionados. Por último, quiero que también sepan que soy católico y apostólico romano, lo cual expreso con orgullo y declaro que ningún cura comunista conseguirá que yo deje de creer en la palabra de Dios.

Con el ruego de que se sirva dar traslado de esta comunicación a la Secretaría de Estado y a las demás Autoridades Eclesiásticas cuya notificación fuera pertinente, le saluda respetuosamente su hijo en Cristo,

EL PRESIDENTE del CENTRO CUBANO DE ESPAÑA 
D. José Óscar Pérez Couce 

Al Excmo. y Revdmo. Mons. Dr. Renzo Fratini .Nuncio Apóstolico de la Santa Sede en España y Andorra Avda. de Pío XII, 46   - 28016 Madrid.

1 comentario:

Armienne la Puta dijo...

Excelente misiva. Es bochornosa la actitud servil y entreguista de la jerarquía de la iglesia católica cubana.
Afortunadamente, la mayoría de los católicos y sacerdotes no piensan así.