julio 29, 2012

Los anónimos. Una infamia sazonada en el infierno.


Seducción es “engañar con arte y maña’,  según el diccionario de la Lengua española. Jezabel siempre usa la seducción como uno de sus métodos principales. La bajeza de los cobardes se manifiesta cuando usan los medios más sórdidos  por el temor al encuentro  frontal y quieren seducir a los hombres a cualquier precio.
De  manera repentina comenzaron a circular cientos de anónimos para los miembros de nuestra  congregación, llegando incluso hasta  los nuevos convertidos. Los anónimos tenían el matasellos del correo municipal, eran  llevados  a las propias casas por un cartero oficial, aunque desconocido por el vecindario. Las cartas tenían las direcciones particulares, hasta de los nuevos convertidos que no constaban ni en la secretaría de la iglesia y traían cuantas mentiras y embustes les cabía a las hojas.  
Era una difamación enrumbada solamente contra el liderazgo y familia, solo que la iglesia conocía muy bien a sus adalides. Un extraordinario grupo que comenzaba a prepararse, de más de 100 hermanos recién convertidos en la fe, fueron alejados de la congregación. No obstante en medio  de la prueba tuvimos el regocijo  de que a pesar de ser persuadidos la gran mayoría de la iglesia (más del 98 %  de los miembros bautizados) permaneció firme y sin claudicar. En verdad que fue uno de los tantos  momentos peliagudos por los que pasamos,  pero con la ayuda de Dios fue superado.
Aquí exponemos una muestra de las vicisitudes pasadas por la Iglesia “Camino de Restauración” ahora convertido en  Ministerio Apostólico  “Viento Recio’ esto durante el año 2003.
*Pastor – Apóstol. Miembro de la directiva de la Coalición Apostólica Cubana. Dirige la Red Apostólica “Viento Recio” que cuenta con más de 20 pastores. Esta red está bajo la paternidad de Apóstol José Félix Coronel. Desempeña su apostolado en la Iglesia de Las Tunas, Cuba.