septiembre 04, 2011

Acciones del gobierno Castro comunista contra Ministerios de Enseñanza bíblica, lideres eclesiásticos y pastores en Cuba.

En un artículo del Pbro. Manuel A Morejón Soler, titulado: Por qué temen a la Biblia, que aparece tanto en su Blog personal como en el  periódico  Primavera digital, este señala algunos eventos que han ocurrido en Cuba y que demuestra la conducta represiva del régimen castro comunista en relación a los Ministerios de Enseñanza Bíblica, líderes y pastores. Dice el Pastor Morejón Solero:
Actos represivos del gobierno contra ministerios de enseñanza bíblica, líderes eclesiásticos y pastores.
• Se proscribió la Facultad Latinoamericana de Estudios Teológicos (FLET). www.flet.cu
• Se proscribió el Ministerio Juventud con una Misión (JUCUM). www.jucum.org
• La escuela de Ministerios (ISOM) ha sido objeto de constante asedio. www.isom.org
En la Carretera Central, en el tramo comprendido entre El Cotorro y el reparto Lotería, antes de llegar a la Iglesia del Evangelio Completo, ubicada próxima al bar-merendero La Pesa, se hicieron fogatas con millares de Biblias y libros de estudios bíblicos de Josh McDowell, que fueron transportadas en camiones y custodiadas por fingidos trabajadores hasta su incineración. En cuanto se marcharon los que vigilaban, algunos feligreses, el pastor de la iglesia antes mencionada y otros pastores visitantes, recogieron varios ejemplares que aunque quedaron bien chamuscados por el fuego, se podía reconocer que eran Biblias y libros de estudios bíblicos. Se proponían presentarlas como una prueba del acto criminal cometido, pero entonces se preguntaron: ¿a quién?
Ahora son mucho más dolorosos los métodos represivos contra los líderes y pastores ya que la defenestración la ejecutan internamente en las iglesias los obispos serviles al régimen.
Los casos relacionados a continuación fueron excomulgados de sus denominaciones en los últimos seis meses: reverendo Yordi A. Toranzo (Metodista), Pr. Antonio Raúl Machado García (Metodista), Carlos Alberto Montoya Palomino y el Pr. Lorenzo Rosales, ambos de la Iglesia de la Biblia Abierta. Sería bueno preguntar: ¿cuál ha sido el pecado de estos pastores?
Recientemente, en la oriental provincia de Santiago de Cuba, el pastor de la Asamblea de Iglesias Cristianas en Palmarito de Cauto, en el municipio Mella, Rafael Sanamé, aseguró a Diario de Cuba que decidió no permitir que ningún disidente suba al púlpito porque el gobierno “le podría tumbar la casa de culto”. “Cualquiera puede entrar al templo y asistir al culto, pero no predicar ni subir al púlpito, porque nos cierran la iglesia”, añadió Sanamé.
Usted puede leer todo el artículo haciendo CLIC AQUÍ.

2 comentarios:

Puti Armienne dijo...

Lo más bochornoso es que haya obispos y pastores siguiéndoles el juego al gobierno castrista y, por ende, traicionando los principios cristianos.

Anónimo dijo...

Lo de los libros de McDowell fue hace varios anos, lo q pasa es q muchas cosas q pasaban se quedaban en esa....
Al principio de la rovolucion tambien hubo una quema de Biblias muy grande, otros la botaban a la basura o hacian cigarrilos con el pape